Sistema de Ciudados

Definición:

Un sistema de cuidados es: una gama de servicios y apoyos efectivos, con base en la comunidad, para niños y jóvenes con o a riesgo de retos a su salud mental u otros retos, y para sus familias. El sistema está organizado en una red coordinada, desarrolla colaboraciones significativas con familias y jóvenes, y se dirige a sus necesidades culturales y lingüísticas a fin de ayudarles a funcionar mejor en el hogar, la escuela, la comunidad y a través de sus vidas.


Valores Fundamentales

Los sistemas de cuidado son:

  1. Impulsados por la familia y dirigidos por los jóvenes con las fortalezas y necesidades del niño y su familia determinando los tipos y combinación de servicios y apoyos que se les brinda.
  2. Cuidado informado sobre trauma por medio de la comprensión, reconocimiento y respuesta a los efectos de todo tipo de trauma.
  3. Basado en la comunidad, con el centro de servicios, así como la administración del sistema, descansando sobre una infraestructura de apoyo adaptante de estructuras, procesos y relaciones a nivel comunitario.
  4. Cultural y lingüísticamente competente con agencias, programas y servicios que reflejen las diferencias culturales, raciales, étnicas y lingüísticas de las poblaciones que atienden para facilitar el acceso a y la utilización de servicios y apoyos apropiados.


Principios Rectores

Los Sistemas de Cuidado están diseñados para:

  1. Asegurar la disponibilidad y acceso a una amplia gama flexible de servicios y apoyos comunitarios basados en evidencia y establecidos en la comunidad para los niños y sus familias que respondan a sus necesidades físicas, emocionales, sociales y educativas, incluyendo servicios tradicionales y no tradicionales al igual que soporte informal y natural.
  2. Proveer servicios individualizados de acuerdo con el potencial y las necesidades únicas de cada niño y familia, guiados por un proceso envolvente de planificación de servicios y un plan de servicios individualizado desarrollado en colaboración genuina con el niño y su familia.
  3. Suministrar servicios y apoyo dentro de entornos menos restrictivos y más reglamentarios que sean clínicamente apropiados.
  4. Asegurar que las familias, cuidadores, y jóvenes sean socios completos en todos los aspectos de la planificación y entrega de sus propios servicios y en las políticas y procedimientos que gobiernan el cuidado para todo niño y joven en sus comunidades, estados, territorios, tribus y naciones.
  5. Asegurar una colaboración entrelazada, con conexión entre las agencias y programas al servicio de los niños a través de los límites y mecanismos administrativos y financieros para la administración a nivel de sistema, coordinación y gestión integrada de atención.
  6. Brindar administración de cuidados o mecanismos similares para asegurar la entrega de múltiples servicios en una forma coordinada y terapéutica y que los niños y sus familias puedan navegar por el sistema de servicios de acuerdo a sus necesidades cambiantes.
  7. Proveer servicios y apoyo de salud mental apropiados al desarrollo que fomenten resultados sociales y emocionales óptimos para niños pequeños y sus familias en el entorno de sus hogares y comunidad.
  8. Proveer servicios y apoyo apropiados al desarrollo para facilitar la transición de los jóvenes a adultos y al sistema de servicios para adultos según se necesite.
  9. Incorporar o enlazar con el fomento, prevención, identificación e intervención temprana de salud mental para mejorar los resultados a largo plazo, incluyendo los mecanismos para identificar problemas en etapas tempranas y la promoción y actividades de prevención dirigidas a niños y adolescentes.
  10. Incorporar mecanismos continuos de responsabilidad para dar seguimiento, monitorear y administrar el logro de las metas del sistema de cuidados; fidelidad a la filosofía del sistema de cuidado; y calidad, efectividad y resultados a nivel de sistema, nivel de práctica y nivel de niño y familia.
  11. Proteger los derechos de los niños, jóvenes y familias y promover esfuerzos efectivos de defensa.
  12. Proveer servicios y apoyo sin distinción a la raza, religión, origen, sexo, expresión de género, orientación sexual, discapacidad física, condición socioeconómica, geografía, lenguaje, estatus de inmigración u otras características; los servicios deben ser sensibles y receptivos a estas diferencias.

 

 

%d bloggers like this: